¿Cómo se produce la fecundación?

La fecundación es un increible proceso que se produce en el interior del cuerpo de la mujer. En esta nota te contamos detalles de dicho proceso.

Aparato genital femenino

El aparato genital femenino está constituido por los ovarios que producen las células germinales (ovocitos), las trompas de Falopio donde se produce la fecundación, el útero donde se implanta el embrión para su crecimiento, y la vagina, órgano tubular y elástico destinado a la realización de la cópula.
Dentro del cráneo existe una pequeña glándula que, entre otras cosas produce dos hormonas que regularán el ciclo hormonal femenino. Ellas son: LH y FSH. Bajo la regulación de la hipófisis los ovarios producen la formación de ovocitos en forma cíclica. El ciclo femenino se inicia con la menstruación, que es la caída del endometrio (cubierta interna del útero) junto con un sangrado local. Luego comienzan a crecer los folículos en el ovario. En el interior de cada folículo hay un ovocito madurando. En condiciones normales se constituye un solo folículo.


Cuando este esté maduro (aproximadamente el día 14 del ciclo) se produce la ovulación, que es la salida del ovocito del ovario. Los 14 días siguientes el ovario producirá hormonas para preparar el endometrio por si hay embarazo. Si no lo hubiera la producción hormonal baja y el endometrio por falta de mantenimiento vuelve a caer produciéndose una nueva menstruación.


El ovocito está cubierto por una estructura no celular que se llama membrana pelúcida, y por un grupo de células denominadas células del cumulus.

La fecundación

En una relación sexual el semen es depositado en el fondo de la vagina. Aquí los espermatozoides se separan del plasma seminal y migran hasta el cuello uterino si tuviese las condiciones adecuadas, ya que esto solo ocurre en los días próximos a la ovulación. Luego los espermatozoides ascienden por el tracto genital femenino, hasta encontrarse en el tercio externo de la trompa de Falopio con el ovocito.


Aquí la mayoría de los espermatozoides liberan enzimas que permiten disociar las células del cumulus. Luego se unirán a la membrana pelúcida y uno de ellos la penetrará, tomando contacto con el ovocito y activándolo por lo cual incorpora el espermatozoide.


De ese espermatozoide se constituye el llamado pronúcleo masculino que tiene 23 cromosomas, y el ovocito aportará el pronúcleo femenino que tiene 23 cromosomas. La unión de esos cromosomas permitirá la constitución de una célula de 46 cromosomas, característica de la especie humana.
Luego ese embrión va creciendo en número de células por sucesivas divisiones, y viaja por el aparato genital femenino, y 3 o 4 días después de la fecundación entra al útero, donde se implanta en el endometrio entre el 5º y 7º día posterior a la fecundación.

 

Las opiniones vertidas por el Dr. Marcelo Martinez son de carácter general y no interfieren con el criterio que cada obstetra particular tenga con su paciente.


Compartí este artículo

¿Tenés una duda médica?

Consultá a un especialista. Podés hacerlo ahora mismo desde el Club.

CONSULTÁ A UN ESPECIALISTA