El cuidado del cordón umbilical

En las primeras semanas, el cordón umbilical se cae y necesita cuidados que acá te detallamos.

Como muchas saben, el cordón umbilical es el canal a través del cual nuestro bebé recibe sustancias nutritivas y oxígeno durante el embarazo. Cuando el bebé nace, el cordón umbilical se corta en un procedimiento indoloro, y luego la herida cicatriza para formar el ombligo de nuestro bebé.

Pero a algunas mamás nos preocupa saber cómo cuidar el cordón umbilical en los días posteriores al nacimiento. Después de que se corta el cordón, entre 10 y 21 días el muñón se seca y se cae, y la herida cicatriza sola.

¿Qué cuidados hay que darle al cordón umbilical del bebé?

Para empezar, es importante mantenerlo limpio y seco a medida que la herida se cura. Se aconseja doblar la parte de arriba del pañal hacia abajo para permitir que el ombligo quede expuesto y ventilado y no se contamine con el pis ni se infecte. A menudo los pañales para recién nacidos ya vienen con la parte delantera recortada para más comodidad del pequeño.

Si hace calor, es buena idea ponerle simplemente una camisetita y el pañal para que esté lo más suelto y cómodo posible. Durante este tiempo además es mejor no darle baños en la bañera, mejor sólo con esponja.

Cuando finalmente se caiga el pedacito de cordón que queda (es importante que dejes que se caiga solo), quizás notes algo de sangre en el pañal. ¡Esto es normal!

Si notás cualquier aspecto raro en la cicatrización del cordón umbilical de tu bebé, es aconsejable consultar al médico. A veces quedan pedacitos de piel nudosa o granulomas que pueden requerir tratamiento. En otros casos, si el bebé hace mucha fuerza es posible que desarrolle una hernia umbilical. Esto es común en algunos bebés recién nacidos y tu pediatra va a poder aconsejarte mejor.

¿Cómo cuidás o cuidaste a tu bebé apenas nació? ¡Compartí tu experiencia!


Compartí este artículo

¿Tenés una duda médica?

Consultá a un especialista. Podés hacerlo ahora mismo desde el Club.

CONSULTÁ A UN ESPECIALISTA